reconoce sus orígenes

Jesús habría tenido una esposa

Publicado: 2012-09-24

Por Sergio Paz Murga

La noticia ha tomado por sorpresa a la comunidad científica y algunos, más entusiasmados de lo que deberían estar, lo han calificado como el “descubrimiento del año”, la aparición de un papiro que contiene una mención jamás vista en un texto sagrado: “Jesús les dijo, 'Mi esposa.'.”

La encargada de hacer el anuncio ha sido, ni más ni menos, que Karen L. King, una muy destacada historiadora que ha publicado varios libros sobre los orígenes del cristianismo, los evangelios y, por si fuera poco, es la primera mujer en participar en la cátedra más antigua de Harvard, la Hollis, en su Escuela de Teología.

Sus antecedentes han permitido, por lo menos, a primera instancia, señalar que se trata de un descubrimiento bastante serio, un pequeño papiro que dataría del siglo IV que habla de que Jesús, el “Dios hecho hombre”, tuvo una “esposa” a la que consideraba su “discípula”.

El trozo de papiro, no más grande que una tarjeta de crédito –apenas 8 por 4 centímetros–, presenta ocho líneas de texto, escritas en tinta negra y que por el paso del tiempo es legible solo con lupa.

King presentó el documento esta semana a periodistas de The New York Times, The Boston Globe y Harvard Magazine e, inmediatamente, la noticia dio la vuelta al mundo.

Según su testimonio, King, de 58 años y quien participa estos días en Roma en el Congreso Internacional de Estudios Coptos, tuvo noticias del papiro en el 2010 cuando un coleccionista privado le pidió que tradujera su contenido.

Ella es una experta de literatura copta y al recibir el material, en marzo del 2011 y tras varios meses de negociación, lo llevó a Nueva York para que sea examinado también por dos papirólogos: Roger Bagnall, director del Instituto de Estudios del Mundo Antiguo de la Universidad de Nueva York, y Anne Marie Luijendijk, profesora asociada de religión de la Universidad de Princeton.

Los científicos avalaron la autenticidad del papiro que podría ser originario de Egipto o Siria. El dueño le aseguró a King que consiguió el documento en una venta de un lote de papiros en 1997 a un alemán.

La experta cree que el papiro forma parte de un Evangelio perdido, al cual ha nombrado “Evangelio de la esposa de Jesús”, que fue probablemente escrito en griego en la segunda mitad del siglo II y posteriormente traducido al copto, el idioma que hablan los cristianos egipcios.

King sostiene que el descubrimiento no es una prueba concluyente de que Jesús estaba casado, pero sugiere que desde los inicios de la cristiandad ya había fuertes discusiones sobre la relevancia de la sexualidad y del matrimonio.

La iglesia Católica sostiene hasta nuestros días que el matrimonio no está abierto para los sacerdotes y mucho menos que las mujeres puedan cumplir una función pastoral, porque así lo estipula el modelo de Jesús desde sus primeros años.

Respaldo a los progresistas

De comprobarse la autenticidad del papiro, serviría de empuje para los movimientos progresistas que piden desde hace años que los curas puedan casarse o que las mujeres puedan ordenarse, dos ideas a las que se opone con fuerza el papa Benedicto XVI, que defiende una línea ultraconservadora tradicionalista.

Tan solo en el mes de abril, aprovechando el sermón del Jueves Santo, el Pontífice advirtió que la “ordenación de las mujeres” y la “desobediencia” no son “el camino para renovar a la Iglesia”.

Benedicto XVI respondía sin nombrarlos a alrededor de 400 sacerdotes austríacos que en junio del 2011 firmaron un documento reclamando al Papa cambios fundamentales en la orientación de la Iglesia universal.

“La Iglesia no recibió autoridad del Señor para ordenar mujeres sacerdotes”, afirmó el Papa.

Aunque hay entusiasmo por lo que representa el papiro, hay expertos que han hecho un llamado a la moderación, como Stephen Emmel, profesor de coptología en la Universidad de Munster quien también estuvo en el panel internacional que revisó el descubrimiento en 2006 del Evangelio de Judas.

“Hay algo sobre este fragmento en su apariencia y también en la gramática del copto que no termina de convencerme”, dijo en un aparte de la conferencia en Roma.

“Yo diría que es una falsificación. La escritura no luce auténtica comparada con otras muestras de textos coptos en papiro del siglo IV”, afirmó por su parte Alin Suciu, experto en papiros en la Universidad de Hamburgo.

Mientras Wolf-Peter Funk, un reputado lingüista copto, indicó que no hay modo de evaluar el significado del fragmento porque carece de contexto. “Hay miles de fragmentos de papiros en los que aparecen cosas alocadas”, sostuvo.

Las críticas no parecen bajar el entusiasmo King, quien ha pedido que más expertos revisen el papiro para hallar más luces a ese tramo escondido y nebuloso de la historia que puede tener consecuencias impredecibles.

Si se confirma que Jesús tuvo esposa, cómo quedaría, entonces, su carácter divino. ¿Acaso es posible que Dios mismo pueda rebajarse a la condición del ser humano y ser presa de los placeres carnales? Y si tuvo hijos, ¿estamos hablando de que existen personas con origen divino entre nosotros?, y ¿cómo quedaría el papel de la iglesia Católica?

Todas preguntas delicadas y que parecen sacadas de la novela “El código Da Vinci” de Dan Brown, confirmando así que la realidad muchas veces supera a la ficción.

 


Escrito por

mundomula

Sergio Paz Murga, profesor y periodista especializado en Medio Oriente. Jayme Arnao, fotógrafo y corresponsal extranjero en Francia.


Publicado en

MundoMula

Otro sitio más de Lamula.pe